Seis Maletas y Marruecos: un viaje en común

Como parte del Máster que dio origen a este blog realizaremos una travesía a Marruecos en junio. ¡Falta poco y estamos emocionadas! Por primera vez, las autoras de Seis Maletas vamos a vernos en persona, ya que hasta ahora hemos trabajado en la distancia.

Te contamos lo que cada una desea ver en Marruecos y las primeras impresiones antes de realizar este esperado viaje.

1. Sueño con conocer más sobre la cultura alimentaria marroquí

Mariana Castillo Hernández

Lo primero que viene a mi mente cuando pienso en Marruecos son especias. Nunca he estado ahí y con sólo pensar en el cous cous, el té verde con menta y los mercados se me enchina la piel. Pero, más que aromas y sabores, me interesa saber cómo se come en Marruecos, qué ingredientes hay, qué piensa la gente de sus alimentos, qué relación tienen con ellos, cómo y quiénes los preparan, cómo ha permeado la modernidad en su forma de comer y cómo son los sabores migrantes en Marruecos.  En enero vi este video de The Perennial Plate y me emocionó. Ya falta menos para vivir a este país.

Moments in Morocco from The Perennial Plate on Vimeo.

2. Sueño con descubrir la vida cotidiana del norte de África.

Carmen Parra Martín

Al pensar en Marruecos, miles de preguntas abordan mis pensamientos, pero sobre todo en relación a su cultura. Crecí en un pequeño pueblo rodeada de árabes y ellos me contaban tantas historias sobre sus familiares, sus estilos de vida, sus paisajes y gastronomía. Esto siempre hacía que volara mi imaginación de niña y ahora un poquito menos niña, hace que cada vez crezca más la curiosidad por saber cómo se vive, día a día, en esta cultura.

Barrio marroqui

Azul, el color de las casas en Chauen.

3. Mi sueño marroquí es de colores.

Ana Valentina Ayala Funes

Cuando imagino Marruecos evoco sus colores. He leído varias novelas cuya trama transcurría en este país y de todas las descripciones ofrecidas, las que más me han impactado son las que hablan de una intensa luz, de los tonos dorados y rojizos del paisaje, de las fachadas blancas. Estoy deseando llegar a Fez y deleitarme ante la estampa de cientos de cubas llenas de tintes para los tejidos.

fez

En Fez se producen tintes naturales para las telas.

4. Sueño con conocer la música marroquí

Diana Melo Espejo

Sonidos estridentes, voces con registros inimaginables, instrumentos que interpretan notas sorprendentes, melodías que dan ganas de que el cuerpo se contonee. La música de Marruecos es tan rica como sus paisajes, por eso me hace ilusión vivir semanas enteras escuchando la riqueza melódica de este país. Sueño con llegar al mercado colindante con la plaza Jemaa el-Fna, en Marrakech, y comprar algún instrumento musical.

Quiero volver a sentarme en un café típico de Marruecos, para tomar un café fuerte, mientras escucho la música que sale por los parlantes.

Quiero volver a sentarme en un café típico de Marruecos, para tomar una bebida fuerte, mientras escucho la música que sale por los parlantes. Diana Melo Espejo

5. Sueño con el desierto

Paula Velasco Pedrosa

… y con el té, los dulces marroquíes, las babuchas, los camellos, las chilabas, la danza del vientre, los nómadas del Sáhara, la llamada a la oración, la música, las mezquitas, los hammam, pero sobre todo con ese mar infinito de arena en el que poder disfrutar de los cielos más estrellados que haya visto nunca. Quizás me plantee llevar el telescopio si la maleta lo permite… Marruecos es un destino que me atrae muchísimo desde que tengo uso de razón, pero nunca he podido ir. En su momento tuve un billete a Marrakech que no pude disfrutar por motivos laborales, así que ahora no dejaré que se me escape la oportunidad. Además, en octubre recibí esto por mi cumpleaños y estoy deseando sobar sus páginas hasta dejarlo tan usado como un libro de colegio a final de curso:

Regalo de cumpleaños de un gran amigo, el mejor, que ya quiso prepararme para el viaje del mes de junio. Paula Velasco Pedrosa

Regalo de cumpleaños de un gran amigo, el mejor, que ya quiso prepararme para el viaje del mes de junio. Paula Velasco Pedrosa

6. Sueño con volver a sentir la calidez de sus gentes

Eva Puente Maya

Será mi segundo viaje a Marruecos y si tengo algún recuerdo que sobresalga por encima de otros es la calidez y amabilidad de los marroquís. Personas de sincera sonrisa e interesante conversación. En cualquier pueblo, ciudad, aldea que estuve, siempre mantuve una grata charla con personas del lugar, así conocí al pueblo berebere, sus historias, idioma y cultura.

Y además sueño con sentir el desierto, me imagino de nuevo probando la buena gastronomía, sueño con el té a la menta, pero sobre todo sueño con nuevas experiencias en un país que es un caleidoscopio de colores, de sabores y aromas. Sencillamente, sueño con que Marruecos me vuelva a enganchar y me sorprenda de nuevo…

Visitando una cooperativa de mujeres que producen aceite de Argán

Visitando una cooperativa de mujeres que producen aceite de Argán

En breve, estaremos en Marruecos y nuestros sueños se harán realidad.

¡Bienvenidos a nuestro viaje en común!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s